Excursión al Valle del Colca, de Arequipa a Chivay

Día 4. Con coca y entre camellos a Chivay.



A TENER EN CUENTA.

La excursión al Valle del Colca.
Para hacer esta excursión, lo que hice fue pedir por email, al hotel donde me iba a hospedar en Arequipa que me buscara una agencia local a buen precio, de forma que pudiera hacer una prereserva con ellos de la excursión que nos gustara más, sin tener que pagar un depósito previo por si luego decidíamos hacer otra cosa. La opción de reservar en la plaza de Armas también es válida sobre todo porque te permite regatear en el momento, pero te la juegas más de cara a como puede salir la excursión, al menos al pedirlo en el hotel, como ellos trabajan siempre con la misma agencia, suelen tener más cuidado para que no haya quejas de los turistas.

Normalmente las agencias ofertan cuatro tipo de excursiones al Colca:
- Excursión de un día al Valle. A no ser que no tengáis nada de tiempo, no la recomiendo porque es una paliza.
- Excursión clásica de dos días, una noche. La que nosotros hicimos. Normalmente se duerme en un hotel de Chivay o alrededores.
Día 1. Camino a Chivay desde Arequipa. Tarde en aguas termales y noche en Chivay.
Día 2. Visita del Valle del Colca y vuelta a Arequipa o Puno.
- Excursión de Trekking. Esta también tiene que estar muy bien, era mi primera idea, pero preferí no arriesgar y ahorrar fuerzas para el camino Inca, ya que los caminos son bastante duros y ya me parecía demasiado obligar a Virginia a subir tanta pendiente antes de Cusco.
- Excursión de más de dos días. Creo que dos días es más que suficiente para gastar en el Colca.

PRECIOS: un buen precio estaría en torno a los 100-120 soles/persona, durmiendo en un hotel de clase media en Chivay. Este precio te incluirá el guía, transporte y el hotel con desayuno. Aparte tendrás que pagar el ingreso al valle (70 soles para extranjeros) y cuenta con unos 15-20 soles para las termas si quieres ir (Nos llevaron a unas termas que costaban 20 soles en las piscinas de arriba y 15 en las de abajo, si vais, bajad a las de abajo aunque sean 250 escalones, que además hay menos gente). No reserves la comida, ya que podrás encontrar sitios más baratos de los que te ofrecen con menú turístico (unos 25 soles). Nosotros comimos el primer día el menú turístico, pero el segundo cerca de la plaza comimos por 6 soles en un lugar donde comían los trabajadores de la zona. 


Dentro de las excursiones también ofertan cena folclórica que nosotros nos ahorramos ya que este tipo de actos nos parecen de todo menos auténticos, y preferimos cenar cerca de la plaza de armas. Otros chicos pagaron más para alojarse en un hotel (lo que llamaba la agencia categoría superior) a las afueras de Chivay. Bajo su experiencia el hotel era bastante malo, lo reservaron porque incluía además una caminata por la tarde a unas termas más alejadas... Es un buen plan también, pero es más cansado después del viaje en Bus a Chivay y sobre todo recordad que por la noche bajan muchísimo las temperaturas, con lo que es mejor bañarse en las termas un par de horas antes de que caiga el sol.

Por último, aunque yo lo pensé cuando estaba haciendo la excursión, no recomiendo hacerla por libre, ya que la carretera de Chivay hasta el mirador de los cóndores es realmente mala y no está asfaltada. Además, si cogéis un autobús de línea de Arequipa a Chivay, no tendréis la oportunidad de parar a ver las vicuñas, llamas y alpacas. Si después del valle del Colca os dirigís a Puno, podéis coger un autobús cerca de la plaza de Armas de Chivay en lugar de volver a Arequipa, de esta forma ahorraréis tiempo, puesto que durante la excursión se pasa por la carretera que une ambas ciudades.

El camino a Chivay.
Lo más destacado de esta carretera es la posibilidad de ver extensos campos de Vicuñas y Alpacas. La otra cuestión a tener en consideración es la altura, llegando a alcanzar los 4900 metros sobre el nivel del mar. Además, lo curioso es que la carretera no tiene grandes abismos o desfiladeros a los lados, no es el típico camino de montaña, sino más bien parece un valle eterno en el que vas poco a poco subiendo sin darte ni cuenta.


NUESTRO DÍA.

Tranquilos que no nos estamos dedicando al narcotráfico.
Anoche encontramos el sitio típico para degustar la cocina arequipeña. La ubicación genial, en la plaza de Armas, muy bien iluminada por cierto, con nuestra mesa en un balcón por encima de los soportales. Menú con patata, pollo y aguacate y el rocoto (tomate natural relleno de queso y carne). Y tan barato como su cutre aspecto interior. El caso es que hoy seguimos vivos y más auténtico que este sitio será difícil encontrarlo.
Hoy hemos salido hacia el valle del Colca. Según avanzabamos en el minibus, he pensado que quizás podría haber visitado esta zona en un coche de alquiler por nuestra cuenta. Aunque es cierto que siendo nuestro primer contacto serio con la altura, no está de más que nos lleven y así ir más tranquilos.
De camino hemos parado a ver a los camellos sudamericanos, estos son vicuñas, alpacas y llamas, que campan libres a ambos lados de la carretera. Decir que son animales muy simpáticos y que a Vir no le gusta que se los coman en múltiples platos típicos como el lomo salteado de alpaca.

Caramelos de coca, infusiones de coca, masticar la hoja...todo lo hemos probado y de momento parece que no nos va mal con la altura. Salimos esta mañana a 2350 msnm, hemos alcanzado los 4910!! En el mirador de los volcanes y ahora estamos en Chivay, la entrada al valle del Colca a 3600 msnm.
La tarde la hemos pasado en unas termas naturales de agua volcánica, al aire libre. Vir ha tenido su primer envite con la altura al subir los 250 escalones que habíamos bajado para llegar a las termas, sólo un poco de mareo...poco a poco.
Un paseo por Chivay y una cena más barata pero menos cutre que la noche anterior han cerrado el día.

Sergio